Documentos

Postal

Liebes Sophie, Würdest du mir bitte am Kiosk bei der Post die Berliner vom 17. Apr. Nº 15 verlangen. Das Fil. dort, falls sie sie nicht mehr hat, lasst sie kommen. Mir fehlt leider, durch meine Abreise diese Nummer; bis zum 9-10. Mai sind wir noch hier. Vier Tage braucht d. Zeitg. bis sie hier ist somit kannst du bitte selbst ausrechnen ob's hierher langt od. an d Madrider-Adresse. Sende sie bitte gerollt als Drucksache. Herzl. dank. Wie gehts bei Euch? Uns geht's gut. Herzlicher Gruss an Alle. Pauly u. Fredy

Querida Sophie, ¿me conseguirías en el quiosco de Correos el Berlinés del 17 de abril nº 15? [??] allí, si ya no lo tiene, encárgalo. Me falta, debido a mi partida ese número; hasta el 9-10 de mayo estamos aún aquí. Cuatro días tarda el periódico en llegar, de manera que puedes tú misma calcular si da tiempo a que llegue aquí o a la dirección de Madrid. Envíalo, por favor, enrollado como material impreso. Muchas gracias. ¿Qué tal vosotros? A nosotros nos va bien. Un afectuoso saludo a todos. Pauly y Fredy.

Características

13,7 x 9 cm

Matasellos circular: Marmolejo Jaén 26 ABR 32

Sello de 25 céntimos con la efigie de Alfonso XIII

Matasellos “República Española” sobre el sello de Alfonso XIII

Destinatario: 

Madame S. Hinterman-Shutt

Riehen / Basel  

12 Gstaltenrainweg 12 

Suiza

Homenaje_Palacio_Valdés_Marmolejo_12jun

ABC, jueves 12 de junio de 1924. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. 18.

 

Jaén 11, 11 mañana. El domingo se celebró el homenaje que Marmolejo había organizado en honor del patriarca de las Bellas Letras españolas contemporáneas.

Agradecida la hidalga población a la fama que con La hermana San Sulpicio le conquistó en todo el mundo D. Armando Palacio Valdés -por haber situado en aquellos lugares los primeros capitulos de la hermosa novela- en gratitud, como Sevilla recientemente, le nombró hijo adoptivo, rotuló con el nombre del glorioso maestro una de sus calles, lo agasajó con un refresco a la andaluza y le ofreció un banquete popular en los jardines del hotel de Los Leones.

Acudieron a Marmolejo, en el citado día, representaciones de las autoridades superiores de la provincia de Jaén, las de todos los pueblos comarcanos, lindas mujeres que vitorearon al maestro a su paso por las calles y en el parque de las Aguas, y el pueblo, que se mostró compenetrado íntimamente con la justicia de la fiesta. Numerosos automóviles y coches atravesaron constantemente la villa como en época de las más resonantes diversiones.

Don Armando, acompañado por su esposa, llegó en el rápido de Andalucía, y con las autoridades y pueblo se dirigió al Ayuntamiento, desde donde fué a hospedarse al hotel Madrid. A las seis se encaminaron al Balneario, y el interventor, cumpliendo órdenes del gerente, se puso a sus órdenes; bebieron las salutíferas aguas del manantial donde Ceferino Sanjurjo conoció a la Hermanita; pasearon por aquellas avenidas orilladas de hermosos árboles, deliciosas en las horas de la tarde, y regresaron para la ceremonia del descubrimiento de los rótulos de la calle nombrada desde el domingo "calle de Armando Palacio Valdés". 

Los balcones estaban adornados con mantones de Manila y colgaduras lujosas; la calle, llena de hierbas aromáticas. La primera lápida fue descubierta por la distinguida esposa del novelista; la segunda, por la señorita de Sotomayor.

El alcalde de la villa, D. Alfonso Sanchez Solís, ofreció el homenaje en efusivas palabras; el representantae del gobernador civil-militar, D. Ricardo Sotomayor García, pronunció notable discurso, y, finalmente, D. Armando leyó unas cuartillas primorosas.

A continuación, aplaudido Palacio Valdés y vitoreado sin cesar por todas partes, se pasó una hora grata en los jardines del hotel de Los Leones, y, en los mismos, a las nueve, fue el banquete de más de 200 cubiertos. Lo ofreció el poeta D. Antonio Alcalá Venceslada, que leyó seguidamente una poesía delicadísima. El alcalde entregó a D. Armando el título de hijo adoptivo, que el novelista besó; bella obra de arte del humorista Santiago de Morales Talero (Eseme).

El escritor D. Angel Cruz Rueda leyó un discurso; y tras unos versos del Sr. Sarabia, el Sr. Palacio Valdés dió lectura a otro trabajo, lleno de emoción.

A despedirlo acudieron numerosos admiradores, que lo aclamaron al partir el expreso de Sevilla.

Anuncio publicitario de ABC

A continuación se muestra un anuncio publicitario aparecido en el ABC de Madrid, el 6 de octubre del año 1925.

Anuncio_hotel_Madrid_ABC_6oct25.png
Anuncio_hotel_Madrid_ABC_6oct25.png